Pescados

Lubina con alcachofas y salsa de mejillones

Ingredientes

  • Cuatro lubinas de ración.
  • Tres cebollas tiernas.
  • Medio kilo de mejillones.
  • Aceite, pimienta, sal.
  • Una hoja de laurel, un limón, perejil
  • Cuatro alcachofas.
  • Una cucharadita de maizena
Lubina con alcachofas y salsa de mejillones

Acabado del plato / LV

Preparación:

Necesitaremos una lubina pequeña, de ración por comensal. Sacaremos (o se lo pediremos al pescatero que los haga) los dos lomos de cada lubina. Los salpimentamos y los reservamos. Vamos a confitar cebolla. La cortamos en aros muy finos, y la ponemos en un cazo con un chorro generoso de aceite a temperatura baja. Tapamos y dejamos que se haga durante media hora, vigilando de vez en cuando que no se queme.

Mientras se va haciendo la cebolla, abrimos medio kilo de mejillones al vapor o en una cazuela con un poco de agua, una hoja de laurel y la cáscara de medio limón. Separamos la carne y la picamos finamente.

Ponemos una sartén al fuego. Incorporamos un poco del aceite donde hemos hecho la cebolla. Cuando esté caliente salteamos la carne de los mejillones brevemente. Añadimos la cebolla confitada, damos unas vueltas, y añadimos el caldo de abrir los mejillones que habremos colado, el perejil picado y ligamos con un poco de maizena disuelta en agua fría hasta que reduzca.

Bien, vamos a por los lomos de lubina. Los marcamos en una sartén (o sea, los freímos ligeramente en una sartén con un poco de aceite a fuego muy vivo y por la parte de la carne -con la piel hacia arriba-. Esto es importante: si freímos el pescado en primer lugar por la parte de la piel, ésta se contraerá y deformará la pieza. A continuación los ponemos -tambien con la piel hacia arriba- en una fuente de horno con unas gotas de aceite y los hacemos durante 10 minutos a unos 200 grados.

Mientras se van haciendo, vamos a por las alcachofas. Las limpiamos bien de hojas externas y dejamos sólo los corazones. Los cortamos en láminas muy finas y los freímos en abundante aceite a fuego medio hasta que empiecen a dorarse, casi a punto de quemarse. Al sacarlos

a un plato nos quedarán crujientes. Pues ya lo tenemos. Sólo nos queda montar el plato. Pondremos dos lomos con la piel siempre hacia arriba. Al lado, unas láminas crujientes de alcahofa. Y salsearemos los lomos con la salsa de mejillones. Si lo hemos hecho bien, esta salsa tiene que tener un ligero matiz de limón que le dará un toque exquisito a la delicada carne de la lubina.

RECETAS

Bacalao sobre crema de alcachofas

Bacalao sobre crema de  alcachofasCazuela al fuego con chorrito de aceite. Pochamos lentamente la cebolla cortada en juliana y dos de los dientes de ajo picados. Mientras, pelamos las alcachofas menos dos de ellas. Antes de que tome color la cebolla añadimos los corazones de alcachofa, ...

(+) VER MAS.
CURIOSIDADES

Con un par

Con un parQuintaesencia de la cocina de aprovechamiento, referencia generalizada de nuestras infancias, recurso de emergencia del single, tabla de salvación del resacoso, la humilde, simple, pero versátil, sabrosa y nutritiva tortilla –un par de huevos y unas gotas ...

(+) VER MAS.
TRUCOS

Cremas... cremosas

Cremas... cremosas Una técnica habitual para lograr una textura cremosa en cualquier tipo de crema consiste en añadir nata ara cocinar, aunque eso supone un incremento de grasas en el plato. Si la trituramos bien, la pasamos por un chino y después, la batimos añadiendo ...

(+) VER MAS.

Buscador

El Almirez

La cocina de cada día
de Pachi Larrosa.

Zarangollo con virutas de sepia
Zarangollo con virutas de sepia

Pelamos las cebollas y patatas, al calabacín le quitamos ambos extremos; a continuación cortamos estos ingredientes a rodajas, siendo las patatas más gruesas que el resto. Ponemos ...

(+) Más recetas de restaurantes.

CRÁPULA 2008
CRÁPULA 2008

CRÁPULA VINOS Gabriel Martínez Valero Wine Manager Teléf. 662 380 985 968 781 855 e-mail: gmartinez@vinocrapula.com

(+) Más catas de vinos.