Como churros

Como churros

Churros / LV

No entiende uno muy bien el maltrato que sufre el churro en el lenguaje coloquial. «Te ha salido un churro», se afirma de cualquier acto fallido, de cualquier chapuza, como si el pobre churro fuese la quintaesencia de la obra mal hecha. «Los haces como churros», se dice para expresar algo fácil de realizar.

Pues bien, muy a pesar de semejante vituperio, este dulce manjar es uno de los pocos bastiones que resisten frente a la bollería industrial en la preferencia de los paladares infantiles, hecho éste que por sí mismo, debería llevarnos a su veneración. Pero es, además, una receta española, y aunque de origen desconocido, apreciada en todo el mundo.

Objetivo matinal, plato de lujo en los desayunos dominicales, es un producto que ha permanecido inalterable con el paso de los años. Hay quien sostiene que sus inventores fueron unos pastores que no tuvieron dificultades en elaborar la masa de pan, pero al no disponer en el campo de horno para cocerlo, decidieron freír la misma. Y es que el churro no es otra cosa que harina, agua, sal aceite y azúcar, y quizá en su simplicidad esté su capacidad para pervivir en el tiempo.

En las últimas décadas, el churro ha traspasado fronteras y ha llegado a países como los Estados Unidos o Japón, donde se pueden encontrar algún cartel que anuncia: «Churros: Spanish Fried Cruller - 220 yens».

Lejos queda el fuego de carbón, al que sustituyó el butano, los pero los de hierro nadan tienen que ver con las actuales de acero inoxidable, y han desaparecido aquellas ristras de churros ensartados en un junco.

Desde nuestra más tierna infancia están unidos a recuerdos amables, festivos, familiares. El aceite del que surgen huele a ropa de domingo, a misa de doce, a barracas y caballitos, a grasientos y sabrosos cucuruchos de papel. Con el paso de los años y las canas se asocian al descanso, al ocio, al suplemento del domingo de nuestro periódico favorito.

Los churros son una cosa muy seria.

RECETAS

Escalopines con piperrada

Escalopines con piperradacazuela o sartén amplia al fuego con un buen chorro de aceite de oliva. Sofreímos las cebollas cortadas en juliana muy fina con una pizca de sal. Cuando empiece a dorarse (unos 30 minutos) se añaden los pimientos cortados en tiras finas y seguimos sofriendo ...

(+) VER MAS.
CURIOSIDADES

A la carta

A la cartaSomos como comemos. No hay duda de la certeza de este aserto. Por eso, quizá la atención que los historiadores prestan a esta actividad concreta de las civilizaciones humanas no haya sido suficiente. Y por eso quizá llamen tanto la atención las iniciativas ...

(+) VER MAS.
TRUCOS

Escalopes perfectos

Escalopes perfectosPara lograr que los escalopines queden perfectos, manteniendo su forma, ayudados de una tijera les haremos unos pequeños cortes en los laterales. Eso evitará que, al contacto con el calor, los músculos de la carne se contraigan, perdiendo su forma y

(+) VER MAS.

Buscador

El Almirez

La cocina de cada día
de Pachi Larrosa.

Zarangollo con virutas de sepia
Zarangollo con virutas de sepia

Pelamos las cebollas y patatas, al calabacín le quitamos ambos extremos; a continuación cortamos estos ingredientes a rodajas, siendo las patatas más gruesas que el resto. Ponemos ...

(+) Más recetas de restaurantes.
Las Reñas Monastrel -Shiraz Crianza ´99
Las Reñas Monastrel -Shiraz Crianza ´99

CNS ROSARIO Avda. de la Libertad, s/n Bullas

(+) Más catas de vinos.