Por la cara

Por la cara

Algunos restaurantes mantienen la costumbre de poner en la mesa panecillos con tarrinas pequeñas de mantequilla

La cosa funciona así: uno entra en un bar o en un restaurante, mira la carta o la pizarra para saber qué ofrece cada establecimiento y qué precio tiene; una vez que se ha decidido, lo pide, lo consume, paga lo que está marcado y se va. Es decir, uno sólo paga por lo que ha pedido. Pues esto tan sencillo que lo entiende todo el mundo, hay propietarios de establecimientos a los que no les cabe en la cabeza, y, muchas veces se aprovechan de las pocas ganas de follón que tienen los clientes para seguir cometiendo abusos.

En determinadas zonas de España es tradicional que los bares pongan una tapa cuando un cliente pide una consumición, una bebida, sin que el cliente la haya pedido. Se trata de un detalle del establecimiento, que, naturalmente, no cobra al cliente. Se entiende que en el precio de la bebida está el detalle de la tapa. Todo esto, naturalmente no tiene nada que ver con esa «manía» por no llamarlo abuso, de algunos bares.

Uno se sienta a tomar unas cañas, o un aperitivo y, antes de que haya pedido le ponen delante unas quisquillas, o unos trozos de pulpo. Estupendo....siempre que no te lo cobren. Así te pongan delante una langosta. Si uno no lo ha pedido no está obligado a pagarlo, recuérdenlo.

En nuestra región es tradicional que en muchos restaurantes, antes incluso de leer la carta, le pongan delante a uno una ensalada. Recuerden: no deben pagarla y si se la incluyen en la cuenta deben reclamar. Pero cuidado, que los getas anidan en cualquier parte.

Hay otro caso típico: restaurante superpijo, superguay. Uno se sienta y un atildado camarero a la vez que la carta pone en la mesa un plato de paté con unas galletitas. Se supone que un detalle para entretenerse mientras llega lo pedido. Bueno, muy bien...siempre que no aparezca luego en la cuenta.

Recordarán que hace unos años era típico en los restaurantes (algunos lo hacen todavía) poner en las mesas unas tarrinas pequeñas de mantequilla, en una clara influencia de los restaurantes franceses. Bueno, pues ya lo saben: revisen siempre la cuenta cuando coman fuera y tengan cuidado porque los hay que nos quieren cobrar...hasta la mantequilla. ¡Y hasta ahí podíamos llegar!.

RECETAS

Lasaña de berenjenas y manitas

Lasaña de berenjenas  y manitasA las manitas: olla exprés al canto con todos los ingredientes, añadimos el agua, sin que llegue a cubrir, tapamos y cuando empiece a sonar la válvula de seguridad contamos 45-50 minutos. Dejamos templar, deshuesamos y picamos. Cortamos las berenjenas ...

(+) VER MAS.
CURIOSIDADES

Kilómetro 0

Kilómetro 0Hace unos días un buen amigo me regaló unos aguacates cogidos de su jardín. Grandes, lisos y brillantes, duros. Tras unos días de maduración a temperatura ambiente, los probé y... probé la felicidad: una delicadísima carne, tersa y mantecosa, con un

(+) VER MAS.
TRUCOS

Rellenos de lasaña

Rellenos de lasañaLas posibilidades para el relleno o farsa de una lasaña son infinitas: el límite es la imaginación del cocinero: desde rellenos de diferentes carnes, de pescados y mariscos, de verduras y setas y hongos... hasta la idea de la lasaña como cocina de aprovechamiento, ...

(+) VER MAS.

Buscador

El Almirez

La cocina de cada día
de Pachi Larrosa.

Zarangollo con virutas de sepia
Zarangollo con virutas de sepia

Pelamos las cebollas y patatas, al calabacín le quitamos ambos extremos; a continuación cortamos estos ingredientes a rodajas, siendo las patatas más gruesas que el resto. Ponemos ...

(+) Más recetas de restaurantes.
Casa de la Ermita tinto joven 2001
Casa de la Ermita tinto joven 2001

Casa de la Ermita Paraje El Carche. Jumilla

(+) Más catas de vinos.