Mesón el Granaino

Mesón el Granaino

Mesón el Granaino

El Granaíno es el mesón más concurrido y valorado del levante penínsular, y el nombrarle mesón es por la estética, porque el resultado de sus fogones no es inferior a algunos restaurantes de renombre. Prueba de ello es que si quiere conocerlo ha de tener la precaución de reservar, tanto da si es fin de semana o laborable, y especialmente si se deja caer a mediodía. Una de las causas de tal aceptación la tienen los platos de cuchara que se sirven a diario, «basados en una cuidadosa selección y elaboración de productos naturales, y enriquecidos por las costumbres tradicionales» -precisa la carta-, platos que se cotizan a precios por encima de la media pero que se dan por bien abonados cuando se paladean, y es que se trata de guisos cocinados a fuego lento y sin premura, profundos de sabor, deliciosamente equilibrados, algunos de raíz árabe, otros propios de la huerta, de la montaña o de la mar, e incluso los hay que son fruto del mestizaje.

Lo preceptivo es acceder por la barra aneja –proclamada por la guía Gourmetour la mejor del año 2001– y admirar la variedad de fuentes con todo tipo de tapas, en las que priman siempre los mejores productos. La buena cocina, la pretérita y la futura, es aquella que partiendo de materias primas naturales y seleccionadas se elabora en los fogones con la medida, experiencia, sosiego y minuciosidad que toda obra de arte requiere.

Y así, algo tan simple como unos chipirones fritos salteados con alcachofas y ajos tiernos saben a gloria por la sutileza de la fritura de sabores. Otro tanto le ocurre al arroz negro con sepietas y chipirones: el color evidencia la naturalidad de la tinta (desconfíe de los arroces más negros que el tizón, pues ese es el color de la tinta artificial que venden en sobres). La del chipirón posee matices grisáceos y un sabor más delicado. Otra asignatura elemental, el pescado al horno, alcanza cotas de perfección. No se puede sacar más olor y sabor a la rustidera de pargo aderezada con patatas y tomate.

El deslumbrante taperío de la barra, la copiosa y bien seleccionada carta de vinos, el pan integral casero, la regularidad de la cocción, el punto óptimo de las frituras, la sutileza de los adobos, el aceite de Sierra Mágina, la profesionalidad del servicio y la carta de guisos antológicos (lentejas, de la abuela, gazpacho de conejo y caracoles, fandango de bacalao, cocido con pata de ternera, olla granaína, gurullos con atún o caldito de perro) convierten este establecimiento en un destino obligado.

Los piononos de Santa Fé (Granada) y la tarta de carajillo con avellanas finas, constituyen un buen fin de fiesta.

MESÓN EL GRANAÍNO

Calle José María Buck, 40. Elche.
Tfno.: 965 664 080
Menú de degustación : 27’65 euros.
Cierra domingos.
Aparcamiento.


Buscador

El Almirez

La cocina de cada día
de Pachi Larrosa.

Zarangollo con virutas de sepia
Zarangollo con virutas de sepia

Pelamos las cebollas y patatas, al calabacín le quitamos ambos extremos; a continuación cortamos estos ingredientes a rodajas, siendo las patatas más gruesas que el resto. Ponemos ...

(+) Más recetas de restaurantes.
ENVÍA TUS RECETAS
Envía tus recetas

Comparte tus recetas de cocina con los usuarios de laverdad.es

(+) ENVIAR.

VIÑA BETOLA Blanco 2010
VIÑA BETOLA Blanco 2010

Bodegas PÍO DEL RAMO Ctra. Almansa, s/n 02652 Ontur (Albacete) Tf. y Fax 967 323 230 e-mail: info@piodelramo.com www.piodelramo.com

(+) Más catas de vinos.