¿Gazpacho?

¿Gazpacho?

Todo el mundo sabe cuál es el ingrediente principal del gazpacho, pero casi nadie sabe que tal plato ya existía en fechas en las que el tomate, recién traído de América, aun no se había extendido en las cocinas del reino de España. De hecho, hasta mediados del siglo XVIII se entendía el gazpacho como «Cierto género de sopa o menestra, que se hace regularmente con pan hecho pedacitos, azéite, vinagre, ajos y otros ingredientes». Del tomate ni las pepitas. Sin embargo, pronto se extendió, hasta el punto de que la Corona española fue una de las primeras que incorporó a su dieta el popular gazpacho y de que la esposa de Napoleón III, la andaluza María de Montijo, lo puso de moda nada menos que en el templo de la gastronomía, la Francia, a mediados del XIX. Y ahora que ya lo teníamos asentado, las nuevas cocinas empiezan a quitarle protagonismo al pobre tomate en la composición de tan rica sopa de verano. De manos de cocineros de la nueva ola, y a pesar de que todo parecía acotado en el mundo de las sopas frías, nuevos ingredientes se incorporan a la tradicional receta del gazpacho en un intento de sorprender a los clientes. Y así, en un viaje de ida y vuelta histórico y transoceánico, hay gazpacho de mango y de otras frutas exóticas, llegadas a nuestras fruterías en los últimos años para satisfacer la demanda de los miles de inmigrantes latinoamericanos que se han asentado en nuestro país. Otros apuestan por todo aquello que sea de color rojo para darle una vuelta de tuerca al gazpacho. Así, y sin renunciar a los tomates incorporan sandía, fresas, grosellas o remolacha a la receta; otros añaden coco, otros más, se atreven con bolas de helado sobre la sopa de tomate... Sea como fuere, recordemos a Gregorio Marañón que decía que tomándolo con un poco de vino y algo de carne «sería un alimento muy próximo a la perfección».


RECETAS

Arroz con pollo y setas

Arroz con pollo y setasEs difícil encontrar un plato más económico y más sabroso. Troceamos la pechuga de pollo. Esta vez queremos que los trozos se vean. La colocamos en un bol con un chorrito de salsa teriyaki (para los aventureros). Opcionalmente, salpimentamos y reservamos ...

(+) VER MAS.
CURIOSIDADES

Terror en el hipermercado

Terror en el hipermercado«Empujando mi carrito, /lleno de Quench y Mielitos; /Mari Pili va muy mona /con su faldita de goma, /uúh! « Si, toda una premonición la canción que cantaban Alaska y los Pegamoides hace ya tres décadas (¿ya?). La verdad es que los supermercados de entonces ...

(+) VER MAS.
TRUCOS

Patatas asadas y doradas

Patatas asadas y doradasUna especie de guarnición universal. Lavamos bien la piel de unas patatas nuevas. Las envolvemos en papel albal y las pinchamos con un tenedor o un pincho. Las asamos a 180 grados durante 30 minutos al horno. Las abrimos longitudinalmente y las doramos ...

(+) VER MAS.

Buscador

El Almirez

La cocina de cada día
de Pachi Larrosa.

Zarangollo con virutas de sepia
Zarangollo con virutas de sepia

Pelamos las cebollas y patatas, al calabacín le quitamos ambos extremos; a continuación cortamos estos ingredientes a rodajas, siendo las patatas más gruesas que el resto. Ponemos ...

(+) Más recetas de restaurantes.
ENVÍA TUS RECETAS
Envía tus recetas

Comparte tus recetas de cocina con los usuarios de laverdad.es

(+) ENVIAR.

Monasterio de Santa Ana Tinto Monastrell 2001
Monasterio de Santa Ana Tinto Monastrell 2001

Casa de la Ermita C/ Alfonso X, nº2, 1ºC- 30520 Jumilla (Murcia)

(+) Más catas de vinos.