Resurrección

Resurrección

Resurrección

Un buen día, usted, hombre de mediana edad (no sé por qué, pero esto, a las mujeres, no les pasa) visita a su médico de cabecera por cualquier minucia: una infección en la piel, un dolor en el dedo gordo de una mano... y en un momento de la consulta, el galeno se le queda mirando y pronuncia la fatídica frase: «¿Cuánto hace que no se ha hecho unos análisis? Que estamos en una edad muy mala...». Está usted acabado. Tras el tedioso proceso de ir en ayunas con el botecito de agüita amarilla, que le pinchen y vuelva al cabo de una semana a por los resultados, llega la sentencia: «Tiene el colesterol alto, y los triglicéridos disparadísimos.» Y si ya le toman la tensión, la sentencia de muerte: todo más alto que un ochomil. Conclusión inmediata a la que llega el discípulo de Hipócrates: no fume, no beba, no ponga sal a las comidas, no coma carne roja, no, no, no... ¡no viva! Bueno, tranquilo. No se deje llevar por el pánico, no escriba todavía la carta para el juez. Se puede gozar con la comida sin haberse llevado a la boca una rodaja de chorizo en años... y también reduciendo radicalmente la ingesta de sal. El cuerpo es una maravilla y acabará acostumbrándose a apreciar la sutileza de los sabores sin apenas sodio. Y el día que decida darse un homenaje (que deberá hacerlo de vez en cuando) será una auténtica gozada. Y para compensar la falta del saborizante que es la sal podemos utilizar otras técnicas culinarias: por ejemplo, especias y hierbas aromáticas: pimienta, cúrcuma, comino, eneldo, tomillo, romero, orégano...; guisando con reducciones de líquido más rápidas y fuertes concentrando así los sabores; utilizando verduras con fuerte sabor natural (pimientos, determinadas setas, productos picantes...) y aligerando de grasas los platos de cuchara de siempre. Ánimo: hay vida después del médico.


RECETAS

Salteado de brócoli y coliflor

Salteado de brócoli y coliflorSeparamos en ramitos la coliflor y el brócoli. Pelamos y troceamos no muy pequeños los tallos de ambas verduras. Troceamos las setas y las salteamos a fuego fuerte con dos dientes de ajo aplastados hasta que se les vaya el agua y se doren un poco. reservamos. ...

(+) VER MAS.
CURIOSIDADES

El aperitivo

El aperitivo¿Recuerdan el anuncio de «las tapitas del bar»? ¿Aquél en el que la señora de un propio le señala las lorzas que adornan su ‘cintura’? Pues como si lo hubiera realizado un nutricionista. Porque en este país, la inveterada costumbre del aperitivo es una ...

(+) VER MAS.
TRUCOS

Legumbres en ensalada

Legumbres en ensaladaAlubias, garbanzos, lentejas... las legumbres son una magnífica opción para elaborar unas ensaladas distintas. Algo muy sencillo desde que disponemos de excelentes conservas de legumbres cocidas. Eso sí, dado que no van a tener ninguna otra elaboración, ...

(+) VER MAS.

Buscador

El Almirez

La cocina de cada día
de Pachi Larrosa.

Zarangollo con virutas de sepia
Zarangollo con virutas de sepia

Pelamos las cebollas y patatas, al calabacín le quitamos ambos extremos; a continuación cortamos estos ingredientes a rodajas, siendo las patatas más gruesas que el resto. Ponemos ...

(+) Más recetas de restaurantes.
ENVÍA TUS RECETAS
Envía tus recetas

Comparte tus recetas de cocina con los usuarios de laverdad.es

(+) ENVIAR.
Casa de la Ermita Petit Verdot 2001
Casa de la Ermita Petit Verdot 2001

Bodegas y Viñedos Casa de la Ermita Alfonso X, 2 - 1º C Jumilla (Murcia)

(+) Más catas de vinos.